Tomar el desafío y aun cuando no se sepa cómo, hacerlo realidad al quemar las naves

Te voy a compartir y recordar este pequeña historia que me gusta tanto por el mensaje que encierra, y en cualquier emprendimiento que estés llevando a cabo lo mantengas presente, para que cuando te enfrentes a nuevos desafíos o retos, recuerdes que muchas veces lo único que necesitas es tomar una decisión, mantener el compromiso de llevarlo a cabo pase lo que pase, tengas lo que tengas que pasar, y aunque no tengas ni idea del cómo lo puedas lograr aún, cuando aceptas el desafío, cuando quemas tus naves, tus alternativas, las excusas, la posibilidad de regresar a puerto seguro, no te queda otra opción que, crear un plan para ganar o ganar, vencer o vencer, hacer lo que haga falta, incluso más de lo necesario para poder ganar.

* “Por el año 335 a.C., al llegar a la costa de Fenicia, Alejandro Magno tuvo que enfrentar una de sus más grandes batallas. Al desembarcar, comprendió que los soldados enemigos superaban tres veces el tamaño de su gran ejército. Sus hombres estaban atemorizados y no encontraban motivación para enfrentar la lucha: habían perdido la fe y se daban por derrotados. El temor había acabado con aquellos guerreros invencibles.

Cuando Alejandro hubo desembarcado sus tropas en la costa enemiga, dio la orden de que fueran quemadas todas las naves. Mientras los barcos se consumían en llamas y se hundían en el mar, reunió a sus hombres y les dijo: “Observen cómo se queman los barcos. Esta es la única razón por la quedebemos vencer, ya que si no ganamos, no podremos volver a nuestros hogares y ninguno de nosotros podrá reunirse con su familia nuevamente, ni podrá abandonar esta tierra que hoy despreciamos.Debemos salir victoriosos en esta batalla, pues sólo hay un camino de vuelta, y es por mar. Caballeros, cuando regresemos a casa, lo haremos de la única forma posible: en los barcos de nuestros enemigos”.

El ejército de Alejandro venció en aquella batalla, y regresó a su tierra a bordo de las naves conquistadas.

Los mejores hombres no son aquellos que han esperado las oportunidades, sino lo que las han buscado y aprovechado a tiempo, los que las han asediado, los que las han conquistado.”

*Historia extraída del libro: La Culpa es de la vaca

Comparte y Disfruta:
  • Yahoo! Buzz
  • Twitter
  • Google Bookmarks
  • Google Buzz
  • LinkedIn
  • Meneame
  • MSN Reporter
  • MySpace
About Fausto Eras

Speak Your Mind

*



*

Analytics Plugin created by Web Hosting